solopsicología

solopsicología

Solo Psicología

Reflexiones sobre la psicología, sus campos de actuación, terapias con evidencia, actualidad, críticas y más. Escritos sobre la psicología desde Tenerife.

Sobre chamanes, despertar de la conciencia y psicoterapia con ayahuasca

PsicologíaPosted by Anastasio P. González Báez 18 May, 2016 18:27:07

Sobre chamanes, despertar de la conciencia y psicoterapia con ayahuasca

¿Qué es la ayahuasca, para qué se utiliza, por qué se habla tanto de esta hierba y su uso?

Antes de empezar a contestar estas preguntas y otras cuestiones que irán surgiendo en el desarrollo de este texto, quiero hacer hincapié que fue gracias a la red social de Facebook, lo que me hizo buscar información sobre este tema, la ayahuasca, que cuando es nombrado a otros colegas y profesionales de la salud, siempre responden “¿Aya qué?”.

Pues fue ese “aya qué” lo que hizo que buscara. Lo primero que salió en las búsquedas, fue psicoterapia con ayahuasca, despertar de la conciencia, técnica milenaria. Es más, tienen como aval un artículo que se publica en web de un tal Antonio Aguilar, Profesional de la salud. Bueno, es un masajista profesional, osteópata que se interesa por lo metafísico y que está en tránsito de un camino de crecimiento espiritual (según web www.albertojosevarela.com). Además en esta web se anuncia que la lectora número 1 de su blog es una estudiante de psicología. Si has entrado en la web, verás las categorías; aquí comienza toda una lista, adicciones, evolución interior, no-terapia, sanación trascendente, técnicas y métodos terapéuticos, psicoterapia de integración… todo un uso de lenguaje que te puede llevar al error, pues puedes entender que se trata de un profesional de la salud mental, y lejos de la realidad, no lo es. Y su discurso se refuerza por una estudiante de psicología y un osteópata; parece que es útil, válido y efectivo. Lo que conocemos como validez aparente. No trato de luchar contra este tipo de “sanadores chamánicos milenarios”, para quien entienda sabrá ya que estas palabras lo dicen todo. Pero en el caso que no entiendas, hablaré un poco de qué es eso de la ayahuasca.

Para ello me basaré en un artículo de Aliño Costa y otros (2015). Ayahuasca: farmacología, efectos agudos, potencial terapéutico y rituales, publicado en la Revista Española de Drodependencias.

La ayahuasca es una preparación botánica alucinógena, que tradicionalmente ha sido consumida por grupos indígenas de la Amazonia, su consumo se reservaba a hombres que ejercían la medicina en estas regiones del Amazona y se utilizaba para abrir el camino hacia la edad adulta.

Hablamos de un uso ritual y en un lugar y tiempo determinado.

En España la ilegalidad de este producto es inexistente, aunque hay publicaciones que informan de la ocurrencia de reacciones adversas que pueden atentar contra la vida del consumidor.

En la farmacología de este producto aparece una sustancia, la dimetiltriptamina o DMT cuyo principal efecto es la generación de alucinaciones y las investigaciones sugieren que estos efectos son cualitativamente similares a los experimentados por la mescalina o el LSD-25.

Los efectos subjetivos incluyen modificaciones a nivel perceptivo, cognitivo y afectivo, incluye incremento de la rapidez de pensamiento. A nivel psicofisiológico se induce modificaciones a nivel de actividad eléctrica cerebral y los resultados obtenidos sugieren una semejanza entre la experiencia con ayahuasca y los estados psicóticos. Mediante técnicas de neuroimagen, según los datos obtenidos, se sustenta que los consumidores de esta sustancia describan su experiencia bajo sus efectos de forma tan real como las experiencias ordinarias. Referido a la calidad del sueño, no parece existir deterior subjetivo pero si hay un efecto de inhibición del sueño REM. Se detectó un incremento de la presión arterial y de la frecuencia cardíaca, aparición de náuseas y vómitos, cambios subjetivos en temperatura corporal, parestesias, disforia, desorientación y sintomatología ansiosa, sentimientos de suspicacia y amenaza.

Estos resultados, agudos, desaparecen a las 4 horas de ser consumido con un pico máximo a los 90 o 120 minutos.

Están en estudio los efectos por consumo crónico, pues los realizados hasta ahora no tienen una muestra representativa para generalizar resultados.

La evidencia de su estudio como fármaco ha mostrado resultados con potencial terapéutico en diferentes tipos de trastornos como depresión y abuso de sustancias, pero son muy escasos y poco significativos.

Estos datos simplemente reflejan resultados de cambio a nivel psicofisiológico, vamos como un “colocón” más tras una fiesta en grupo de amigos. Pero si en este grupo tenemos una persona con problemas cardiovasculares o de hipertensión; ¿qué sucedería con los incrementos de tensión y pulsaciones? ¿Y los efectos similares a brotes psicóticos en un grupo con alguien que padezca este tipo de enfermedad? ¿Y reducción de la fase REM del sueño?, la fase REM cumple una función específica en la reorganización de la memoria mientras dormimos.

Por eso es necesario que se investigue más y que las personas sepan qué es la ayahuasca, cuál es su origen, para qué se utiliza.

No creo, desde mi humilde opinión, como profesional de la salud, acreditado y colegiado, que el uso de estos brebajes sea adecuado sacado de su contexto original, y menos maquillado de milenarista y apoyado por cuasi profesionales desde las páginas web.

Cuando menos, siendo usted consumidor y libre en la elección, sepa qué le venden, cuáles son los riesgos y que ante una inconveniente por el uso de estas técnicas no tendrá o más bien estará desprotegido. Detrás de esto hay personas que se llaman chamanes, que poseen sabiduría ancestral enseñada por sus abuelos… y además están amparados por la falta de regulación de estos preparados.

Solo es información, solo eso. Ya que no creo que estos profesionales de los espiritual y trascendental sepan qué efectos reales se producen en el organismo y por qué la experiencia parece tan real. Y nada más que contar, solo que bajo ese estado que dura 4 horas, tendrás a un chamán, sugestionándote de manera que los efectos parezcan reales, tan reales como tu cerebro lo permita y que sigas consumiendo hasta que tu cerebro lo permita.

Anastasio Pablo González Báez, Psicólogo acreditado Sanitario, especializado en Psicología de la Salud, Psicooncología y Tanatología. Colegiado T-1589



  • Comments(1)//solopsicologia.apgbaezpsicologia.es/#post1